¿Quedan propiedades libres de IVA?


Sin importar la cantidad de información sobre la compra-venta de propiedades, siempre pueden surgir algunas confusiones respecto al tema. Uno de estos asuntos es el pago o no pago del impuesto al IVA, pues desde el 2016 la reforma tributaria cambió las normas sobre el pago de impuestos en la venta de viviendas.

¿Qué propiedades no pagan IVA?

La ley estipula que todas las propiedades nuevas o usadas comercializadas por un vendedor habitual deben pagar el 19% de IVA correspondiente. Esto significa que, si la propiedad es vendida por una entidad o persona dentro del sector inmobiliario, debe pagar el impuesto. La norma también aplica en la venta de una propiedad con menos de un año de haber sido comprada y las constructoras.

Debido a lo anterior, se introdujo la medida de eximir este impuesto a las viviendas de hasta 3000 UF que adquieran un crédito fiscal para ser construidas. Anteriormente el tope era de 2000 UF, por lo que la intención de esta excepción es bajar el valor de las propiedades y facilitar la adquisición de la vivienda.

Entonces, las propiedades que no pagan IVA son las traspasadas por vendedores no habituales, es decir, personas comunes con propiedades adquiridas y habitadas durante más de un año de antigüedad; las propiedades financiadas con subsidios entregados por el Ministerio de Vivienda también están exentas de impuestos. 

¿Qué se debe hacer para evitar el pago del IVA?

El impuesto no aplica para personas comunes que buscan vender su casa familiar, donde hayan habitado por un año. De esta manera, si no existe un historial de compra de propiedades con la intención de comercializarlas no debería haber problemas. Debemos entender que esta medida va enfocada a constructoras e inmobiliarias, las cuales comercializan propiedades como negocio habitual y, por esa razón, es algo complicado encontrar una vivienda nueva con exención de pago respecto al IVA.

Sin embargo, existe la manera de evitar este pago en el caso de adquirir una propiedad vendida por una persona común incluso antes de cumplir el plazo de un año de haber sido adquirida. Para ello, es indispensable realizar la entrega de una declaración jurada donde se estipula que la vivienda se compró sin la intención de reventa para solicitar la petición de no pagar el IVA. 

La declaración jurada puede descargarse en la página web del Servicio de Impuestos Internos, en la sección de formularios bajo el nombre de “Declaración Jurada del Artículo 75 del Código Tributario”. De igual forma, es posible hacer este documento en cualquier notaría.

Definitivamente, el tema del IVA en las propiedades puede parecer muy complejo, pero un buen agente inmobiliario debería ser capaz de despejar y ayudarnos en cualquier duda sobre este proceso.Sin duda, tener una casa propia es el sueño de la mayoría de las familias chilenas y, hoy en día, es completamente posible lograrlo porque hay suficientes posibilidades de financiamiento en el mercado. En pocas palabras, no debemos dejar que los impuestos nos provoquen sentimientos decepcionantes a la hora de alcanzar ese sueño pues, ahora, comprendemos un poco más sobre el impuesto a la venta de propiedades.